Internet forma parte de nuestra rutina. Podemos buscar información, realizar transacciones, ubicar direcciones, compartir con familiares y amigos y muchas actividades más. No solo desde un computador en casa o la oficina sino también con el móvil en cualquier lugar. Así que si tu negocio no está en la web, podríamos decir que no existes. Si aún lo estás pensando te traemos las razones para despejar tus dudas:

  • 1. Mejorar la visibilidad. Antes de realizar sus compras los consumidores buscan información sobre los productos existentes. Los datos lo obtienen de internet. Tu presencia en la web será como formar parte del catálogo disponible.
  • 2. Ampliar el mercado. El mundo digital no tiene fronteras. Ya no es preciso abrir sucursales al otro lado del planeta para vender tus productos en esa localización. Tus compradores potenciales crecen exponencialmente y al mismo costo de operación que en tu localidad.
  • 3. Fidelizar al cliente. Un comprador puede estar pendiente de los productos nuevos y eventos de la marca. No tiene que pasar por la tienda para saber sobre las colecciones de la temporada o las nuevas tendencias en tu ramo. Si compra una vez, puede comprar siempre.
  • 4. Estar siempre en contacto. En la web no hay horario. Tu tienda estará abierta las 24 horas los 365 días del año. La comodidad de poder comprar desde casa es valorado por los consumidores. Poder comparar características y precios en forma rápida es una ventaja que todos aprovechamos para decidirnos por un producto.
  • 5. Medir el tráfico. Monitorear las visitas a la tienda, las características de los clientes potenciales, sus gustos y preferencias es parte de los beneficios de tener un sitio web en internet. Con toda esta información puedes definir nuevos productos y servicios o modificar los existentes.

Tener presencia web es parte de la evolución. Quedarse rezagado puede ser perjudicial para las ventas. No esperes más. Ingresa al mundo digital y aprovecha las ventajas que te ofrece internet.